Embarazo: 20 semanas

Es una niña. 

El viernes tuve la segunda ecografía, de las 20 semanas y nos han contado que es una niña. No os podéis imaginar que ilusión.


Mi experiencia con las ecografías ha sido un poco extraña. No es para nada como te lo enseñan en las películas. Entras en una habitación oscura, como fotógrafa me puedo imaginar alguna razón por la que necesiten que la habitación sea oscura… Pero al principio da un poco de cosa.

La ecografía de las 12 semanas fue muy tremenda, yo estaba en pleno estado hormonal y había leído que era una ecografía vaginal. Estaba nerviosísima y ¡Sin depilar! Me depilé a toda prisa esa misma mañana y salí que me tiraba de los pelos. Un poco enfadada, ¿por qué nadie me había avisado de eso? El caso es que al final no fue una ecografía vaginal, si no abdominal. Me relajé un poco. Y pude disfrutar por fin de esa cosa diminuta que está ahí dentro.

El primer trimestre, con las nauseas y el cambio hormonal y todos los cambios que el embarazo conlleva, parece que no lo disfrutas mucho. Además, no es como si se notase algo, ni tú ni nadie puede ver que estás gestando un bebé. Y con la primera ecografía, por fin todo cobra sentido. Para mí no solo fue emocionante ver esa cosita pequeñita, también fue espectacular ver a mi marido emocionadísimo viéndola.


La ecografía de las 20 semanas es larga. No puedo decir otra cosa. Hace varías semanas que ya tengo una pequeña pancita. Por fin me encuentro mejor, más animada, menos vómitos, ya hemos comprado las primeras cositas… Poco a poco te vas preguntando cómo irán las cosas ahí dentro. Y con esas llegué al hospital.

La ecógrafa miraba y miraba la pantalla y yo estaba expectante. Sabía que en esta ecografía era probable que nos dijeran el sexo del bebé, pero estaba tan nerviosa e impaciente por saber si todo iba bien que lo demás me daba igual. Por fin nos anunciaron que estábamos esperando una niña y que todo iba perfectamente. ¡Qué alegría! No puedo esperar a comprar un montón de cositas. Me voy a desvivir comprando vestidos monismos.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus palabras.