Estrías

Odiosas de todos los colores. Las grandes odiadas en el embarazo.

Según la RAE las estrías son: Cada una de las líneas claras que aparecen en la piel en el embarazo y otros procesos, debidas a desgarros por debajo de la dermis. 


Me parece una definición muy escueta, pero uno se puede hacer a la idea. Las estrías son líneas, al principio moradas y más tarde se van haciendo blanquecinas, que salen en la piel cuando hay un proceso de estiramiento debido al embarazo, el crecimiento o al engordar.

Yo lo compararía con una goma elástica. Cuando estiras mucho de una goma, poco a poco, ésta se va desgastando. Llega un momento en el cuál la goma se hará grande, al querer volver a su forma quedarán zonas estropeadas que se han estriado demasiado y ya no vuelven a su antiguo lugar.  

Cuando era una mini adolescente, pues mi estirón fue muy temprano y se quedó bastante corto, las estrías me daban igual. No sabía lo que eran ni que mi piel necesitase algún tipo de cuidado para evitar marcas de por vida. Con 12 años no piensas en esas cosas.
Ahora, la historia es diferente. 
Desde el momento en el que supe que estaba embarazada me di cuenta que tenía que cuidar mi cuerpo puesto que ya notaba los cambios físicos que este estaba sufriendo. Todas las mamás, cuando están embarazadas experimentan un aumento en el tamaño del pecho y, por supuesto, el crecimiento de la barriga. Cuidar el físico es crucial en estos meses de cambios.

En el segundo mes ya tenía mi aceite hidratante "Bio-Oil" para el cuidado de la piel. ¿Por qué me decanté por este y no por otro? Pues no le di muchas vueltas, la verdad, me lo recomendó una amiga farmacéutica que lo había usado en su embarazo y le había ido bien.

¿Qué es Bio-oil?

Bio-oil es un aceite de estratos vegetales (lavanda y romero entre otras). Se recomienda su uso para la prevención de estrías y para el cuidado de las marcas en la piel: ya sean estrías de juventud o marcas de acne, por ejemplo.


¿Cuantas veces usarlo?

Se recomienda usarlo dos-tres veces al día. Yo no lo he conseguido. Me doy con un canto en los dientes puesto que he sido muy constante en su uso diario. Lo aplico por la noche y me sirve como ritual para ir a dormir. Me encanta el bote porque tiene una apertura muy pequeñita y es ideal para no pasarse con el producto.

¿Por qué lo compré?

Una de las razones que me convenció fue que se podía usar combinando con alguna otra crema. Nunca he sido gran fan de la sensación de la crema recién puesta. Me recuerda los momentos en verano cuando tienes puesta la protección solar y todo tu cuerpo está pringoso y pegajoso. ¡Imagínate estar embadurnada en un aceite! ¡¡HORROR!!

Sin embargo con unas gotitas de este aceite y un poquito de crema hidratante, puede ser nivea o cualquier otra que te guste, es suficiente. Al poder ponerme una crema hidratante al gusto escogí una que en los primeros meses no me parecía que tuviese un olor repugnante. El aceite casi no se huele y eso ¡Se agradece un montón!


El aceite se absorbe bastante rápido y a día de hoy las estrías están a raya. Además dura muchísimo. Existen dos formatos: uno de 60 ml y otro de 200ml. Yo que tengo el 200ml apenas he gastado un poquito.

Aún queda el último mes de embarazo y el post-parto, seguiré cuidándome la piel y observaré como sigue actuando este aceite. Además, más adelante me gustaría hacer una pequeña prueba de cómo actúa sobre mis viejas estrías.

¿Qué cuidados crees necesarios para las estrías y el cuidado de la piel en el embarazo?


GuardarGuardar
GuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardarGuardar

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus palabras.